M.E.M.

mem_logo

 

 

 

 

 

A todas las iglesias y puntos de misión de la U.E.B.E. 

Deseo agradecer a nuestro Dios, pero también a cada una de nuestras congregaciones en la Unión, el apoyo que siempre he recibido tanto en oración, como en el trabajo, promoción de nuestro proyecto UEBE, envío de participantes en las numerosas campañas realizadas, etc. Han sido 16 años de  estar al frente de esta responsabilidad y nada se podría haber hecho sin la cobertura de oración, compromiso misionero  y trabajo serio por parte de la mayoría de los que componemos la UEBE.  De manera especial agradezco a los componentes de las diversas  Juntas del MEM, Juntas Directivas de la UEBE con sus correspondientes presidentes, a nuestro Secretario General emérito, pastores y responsables de evangelización de cada iglesia local, así como la infraestructura facilitada desde nuestra Facultad de teología siempre que fue necesaria. Valoro enormemente toda vuestra ayuda y colaboración, durante estos años, en este gran ministerio de nuestra Unión que es el MEM. La aprobación en nuestra pasada Convención del informe anual que presenté, sin ningún voto en contra, ponía un hermoso “punto final”, aun sin saberlo en ese momento, a esta etapa. Creo que entre todos hemos realizado un buen trabajo y le damos gracias al Señor por tanta semilla plantada y por tanto fruto ya recogido y por el que aún se recogerá.

Deseo informaros de que en el último día de la Convención, tuvo lugar una pequeña reunión de Junta Directiva y en ella se me pidió que siguiese llevando adelante los asuntos propios de la dirección del ministerio y que quedaban pendiente para este año. Además, como la Plenaria del MEM está prevista para el sábado, 6 de Febrero de 2016 y es en diciembre y enero que se reciben y se estudian las diferentes solicitudes y, con ellas, se elabora el dossier anual, se me ha pedido continuar interinamente hasta finales de enero y facilitar así la labor del Presidente y de la Junta en este ministerio y para este período; petición  que atenderé con mucho gusto. La Plenaria de febrero ya será presidida por nuestro nuevo Presidente en la UEBE, el hermano, y por varios años vocal del MEM, Rubén Bruno.
Como viene siendo norma en todos estos años, las iglesias y puntos de misión que piensan solicitar ayuda al MEM para el próximo ejercicio, deben hacer llegar dichas solicitudes antes del 31 de diciembre (aunque siempre hay unos días “de gracia” para completar documentación, aclaraciones, etc). De común acuerdo con el presidente, las solicitudes serán enviadas a él (rubenbruno@caparrosnature.com) con copia al vocal del MEM correspondiente a la Asociación a la que pertenezca esa iglesia, quien forma parte de la Junta que aprueba cada año el desglose presupuestario de este ministerio.

Como sabéis, las peticiones deben venir presentadas o avaladas por las iglesias madre; dichas solicitudes deben contener la descripción del proyecto en concreto (objetivos, responsables, implicación financiera de la propia iglesia, presupuesto  del 2014, presupuesto previsto para 2015, etc.). Los puntos de misión que ya vienen siendo apoyados, no renuevan “automáticamente” ese apoyo. Deben enviar también su solicitud de renovación, junto con un resumen de sus actividades y presupuesto realizado durante el 2014 .Es requisito estar al día en las responsabilidades denominacionales de índole económico (Plan Cooperativo y ofrendas misioneras).

Sucintamente os informo también que, a la siguiente semana de la Convención, tenía lugar el Congreso Internacional de Plantación de Iglesias en Guadalajara y que anunciamos y apoyamos desde el MEM. Era interdenominacional; asistieron unas 150 personas y fue muy interesante y desafiador. Nuestra experiencia con el Primer Curso de Plantadores que hemos realizado en sistema modular (8 meses) en Dénia fue muy bien valorado y ha servido para despertar interés en la preparación de responsables para la obra pionera en muchos otros lugares. Realmente estamos asistiendo a un tiempo diferente, tal vez un cambio de ciclo, en la receptividad del Evangelio en nuestra tierra, así como a una hermosa unidad en buena parte del Cuerpo de Cristo en España: “Sin tiempo que perder”. Tuvimos una discreta  representación de pastores de la UEBE (10) que salieron muy motivados y con numerosas ideas para aplicar en sus ministerios.

Después de ese congreso, participé en una campaña pionera de evangelización en Telde y Tamaraceite (Gran Canaria) donde estamos comenzando obra desde la iglesia bautista de El Fondillo. Acompañando a los pastores bautistas de la isla (Pr. Ariel Rodríguez y Pr. Rafael Hernández – Feluco-), pudimos conversar y orar por el Presidente del Gobierno Canario , D. Fernando Clavijo, y, al día siguiente, hacer lo mismo con el Presidente del Cabildo insular  de Gran Canaria, D. Antonio Morales Méndez. Fueron dos reuniones marcadas por la presencia del Señor y que, con toda certeza, han dejado la puerta abierta para posteriores visitas.

En respuesta a un compromiso de hace casi un año, la semana pasada participé como orador en el X Congreso Misionero de la iglesia bautista de Sevilla. Una de las conferencias se centró, a petición de los organizadores, en el trabajo evangelístico y misionero del MEM, los desafíos misioneros y las oportunidades que, como bautistas, se nos abren en este tiempo en nuestra sociedad a fin de presentar una evangelización integral bien contextualizada a nuestra realidad.
En breves fechas (28 de Noviembre) estaré representando a nuestra Unión en la Plenaria del Comité de seguimiento de Lausana- España y en su reunión general. Nuestro Presidente, quien ha sido invitado para participar, no podrá asistir pues le coincide con una reunión de la Asociación del Sureste de la que, también es presidente.

Finalmente, el día 2 de Diciembre participo en la Junta de P.U.E.D.E.S. (Plataforma Unida para la Evangelización de España) en Madrid.  Seguimos atendiendo, en esta etapa de interinidad, las situaciones concretas que demandan ayuda, tramitaciones legales, consejo o presencia, derivadas de  la labor de nuestros misioneros y pastores ligados al MEM. Por todo ello y por las enormes posibilidades que se nos presentan a los bautistas en este tiempo en la tarea de la extensión del Reino de Dios en España, ¡sigamos intercediendo y confiando en Su poder!

De nuevo, deseo recalcar mi agradecimiento a todos por vuestro apoyo y colaboración durante todos estos años. Qué el Señor nos continúe bendiciendo!!

Pr. Xoán L. Castro
mem@uebe.es

Isa. 66:2

Seguridad de la página de inicio